+52 01 (664) 682-8861

Oficinas de Transporte Público son tomadas sin detener el servicio

Empleados que actualmente se desempeñan como despachadores y choferes de la empresa de Transporte Público Amarillo y Blanco, tomaron la oficina sede de tal compañía luego de afirmar que la cooperativa conformada por 20 socios, violó las condiciones del contrato colectivo de trabajo.

Mauro Quintero López, secretario general de la Unión de Trabajadores Industriales del Estado de Baja California, refirió que debido a las malas decisiones del gerente del consejo de ese negocio, Fernando Hurtado, alrededor de 15 trabajadores desde hace más de un mes dejaron de cotizar ante el Seguro Social y el Infonavit.

Indicó que sin explicación alguna y bajo el alegato de que las reglas cambian, el número de empleados en mención perdió dos derechos que por Ley les deben ser otorgados por el patrón, por lo que el resto de los trabajadores que en su totalidad suman cerca de 160, optaron por bloquear el acceso a los administrativos.

«Es una huelga muy especial porque nada más estamos parando la administración, el funcionamiento de las rutas sigue, los camiones andan trabajando porque nosotros entendemos que no debemos afectar a la ciudadanía, porque ese es el compromiso del Sindicato, solo nos vamos a estar turnando», declaró.

Asimismo argumentó que las 15 personas que dejaron de estar en alta ante el Seguro Social y el Infonavit son trabajadores que ya están próximos a jubilarse, cuestión que repercutirá directamente sobre sus derechos de antigüedad, al hacer más tardado el proceso de gestión para su jubilación y por ello solicitaron que a la brevedad sean reinstalados.

«Vamos a seguir tomando las instalaciones hasta que se reinstale a los compañeros afectados y hasta que se acerquen a platicar con nosotros, para asegurar que esta gente no se afecte y se dé continuidad al contrato colectivo. Seis personas nombran a Fernando Hurtado gerente, cuando el Consejo no tiene facultades para otorgar ese nombramiento».

Puntualizó que no permitirán abusos y atropellos cometidos por quienes se niegan a brindar las condiciones idóneas sobre las que debe laborar cualquier trabajador, situación por la que hasta que no se dé un acercamiento y no se logre conciliar un acuerdo, continuarán en inactividad losservicios administrativos de Transportes Amarillo y Blanco.

Agregó que los salarios están protegidos, pues no todos los socios que integran el Consejo están en acuerdo con la violación de los derechos de los trabajadores, sino que solo se trata de un grupo de personas, motivo por el cual ni los empleados ni la ciudadanía se verán afectados por la huelga.

Por su parte, Aarón Velázquez, jefe de Sistemas, añadió que tal empresa brinda servicio a la comunidad a través de 70 unidades de transporte público por medio de las siguientes cinco rutas: Valle Dorado, Constitución, Pro-Hogar, ejido Sinaloa y Carranza.

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para dejar un comentario.