+52 01 (664) 682-8861

Morena pierde su reinado en la CDMX

Con la habilidad política que le caracteriza, el presidente López Obrador le dio la vuelta al tema electoral para enfocar a la opinión pública en asuntos económicos con el nombramiento del nuevo secretario de Hacienda, Rogelio Ramírez de la O, junto a su propuesta de Arturo Herrera Gutiérrez como futuro gobernador del Banco de México. Aunque a Morena le fue muy bien a nivel nacional con la conquista de 11 gubernaturas, similar número de congresos estatales y cientos de alcaldías, López Obrador recibió fuertes reveses en la Cá-mara de Diputados y en los comicios de la Ciudad de México.

Por más que los morenistas digan que no perdieron la mayoría calificada porque no la tenían, lo cierto es que el total de curules de los partidos aliados a la 4T se reducirá de 332 a 281, una baja de 51 diputaciones. De 256 curules obtenidas en el 2018, Morena alcanzó en esta ocasión alrededor de 200 mientras que el PAN aumentará de 77 a unos 100 asientos, el PRI subirá de 48 a unas 70, el Verde sorprendió al escalar de 11 a más de 40 diputaciones en tanto PRD alcanzó cerca de 20 contra 12 de la legislatura saliente.

Además de Morena, los partidos que tendrán menos legisladores son PT al pasar de 46 a unos 40, el Partido Encuentro Social que se reducirá de 21 a 6 en tanto Movimiento Ciudadano mantendrá una cantidad similar, algo así como 25 diputados federales. La elección del pasado domingo demostró la pluralidad democrática que vive México, son ocho los partidos que estarán representados en el Congreso y de ellos cuatro serán los de mayor presencia: Morena, PAN, PRI y PV, seguidos por PT, Movimiento Ciudadano, PRD y PES, en ese orden. Los partidos que perderán su registro y que costaron al país 485 millones de pesos son Partido Encuentro Solidario (PES), Fuerza Social por México (FSM) y Redes Sociales Progresistas (RSP), aunque hay que esperar a que no recurran a un subterfugio legal para seguir en el presupuesto.

El segundo golpe duro para el líder máximo de Morena fueron los descalabros en las alcaldías de la Ciudad de México donde la izquierda ha do-minado de manera consistente desde 1997 cuando Cuauhtémoc Cárdenas ganó la guberna-tura con los colores del PRD. Después en el 2000 fue electo López Obrador, en el 2006 tocó a Miguel Mancera también con las siglas PRD, en el 2012 ganó Marcelo Ebrard y en el 2018 Claudia Shein-baum triunfó con la representación de Morena.

Fueron el pasado domingo nueve las alcaldías obtenidas por la alianza opositora PAN-PRI-PRD contra siete de Morena y sus aliados lo que pone en desventaja a la izquierda capitalina. De mantenerse la tendencia, la izquierda podría perder su hegemonía en la capital del país en el 2024 luego de 27 años de gobernarla, de ahí pues la preocupación y malestar de López Obrador. En resumen, el partido Morena se consolida en el país al obtener 11 gubernaturas para sumar en total 16 gobiernos estatales en su poder, es decir la mitad del país. Con ello Morena se fortalece para las elecciones presidenciales del 2024, no obstante el retroceso en la Cámara de Diputa-dos debilitará los planes de transformación de López Obrador que mantenía muy preocupados a buena parte de los mexicanos.

Los resultados fueron muy positivos para México, se vivió una jornada electoral con una participación del 52.7 por ciento de la lista de votantes y con incidentes aislados que no pusieron en riesgo la seguridad de la ciudadanía ni la validez del proceso.