+52 01 (664) 682-8861

Los smartphone y el planeta

El accesorio número uno e indispensable, pero el de mayor costo para el planeta

LOS CELULARES SE han convertido en la prenda más importante de nuestro andar diario, el valor de tener uno hace que todo en la vida sea más práctico y mejor, o al menos eso pensamos, pues en cualquier momento estamos en línea.

Este aparato que dejó de ser un simple teléfono-celular pasó a ser el increíble y necesario smartphone, pero con tanta emoción olvidamos el costo de la humanidad y del planeta.

Estos dispositivos traen impactos positivos y negativos en  la sociedad, común es observar si acudes a un restaurante que en todas las mesas hay celulares puestos como cubierto o las personas están chateando en vez de conversar entre ellos, incluso usual es ver a dos o más integrantes de una misma mesa con celular en mano. Y qué hay de las muertes por ir manejando y mandando mensajes de texto o del atropellado por bajarse la banqueta sin darse cuenta que viene auto por ir revisando sus redes.

Pero esta adicción que consideramos necesaria también causa un mal al planeta, se calcula que existen alrededor de 5 mil millones de teléfonos móviles en el mundo. México está en el lugar 11 como país con más celulares. Se estima que existen alrededor de 80 millones de teléfonos celulares en nuestro país, China lleva la delantera, con más de 800 millones. Por lo que de seguir con tanta producción y no reciclando vamos a tener toneladas de basura de dichos móviles.

Ahora bien, los materiales con los que se componen los celulares se caracterizan por poder permanecer en el ambiente durante muchos años, por lo que pueden reutilizarse y aprovecharse, tal es el caso de Japón que planea realizar las medallas olímpicas para los Juegos de 2020 en Tokio con los metales preciosos contenidos en la basura electrónica reciclada.

La mayoría de los móviles que se comercializan están elaborados con un 40 por ciento de metales, 40 por ciento de plásticos, 20 por ciento de cerámica y materiales trazas.

En el tablero de circuitos, ubicado en el auricular, están las materias primas como cobre, oro, plomo, níquel, cinc, berilio, tántalo, coltán. Estos últimos se obtienen principalmente en la República Democrática del Congo del África Central, donde se ha convertido en factor de explotación y violencia, recordemos la guerra del Coltán. Por lo que estamos no sólo ante un problema ambiental, también representa un asunto de afectación de derechos humanos.

Las baterías de los teléfonos celulares incluyen níquel, cobalto, cinc, cadmio, cobre, óxido metálico de litio y algunos materiales a base de carbón. Las pantallas LCD son fabricadas utilizando una sustancia potencialmente peligrosa como el mercurio, además de la utilización de vidrio y plástico.

Esta comodidad moderna con la que vivimos también trae otros efectos negativos en el usuario: afecta el sueño, aumenta el estrés, emite radiación y ondas electromagnéticas, tiene más gérmenes que un inodoro, afecta la visión, al cargar la batería ocasiona gases de efecto invernadero, entre otros.

La producción de un teléfono inteligente crece más cada año. No tirar el teléfono celular a la basura es una manera sencilla de contribuir al bienestar de la ecología. Busca tu centro de reciclaje colabora con el medio ambiente y ahórrale recursos a la naturaleza.


 

 

08. Verónica Corona. Corazón Verde

Verónica Corona

/Corazón Verde

Artículos

 

 

 

 

 


 

 

133

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para dejar un comentario.