+52 01 (664) 682-8861

Leopoldo López espera su pronta liberación tras estar 10 meses en prisión en Venezuela

Leopoldo López tuvo un replanteamiento de su figura en la vida política cuando el 23 de enero de 2014, junto con la ahora destituida diputada María Corina Machado, hizo un anuncio en el cual recordó la rebelión popular del 23 de enero de 1958 contra la dictadura del General Marcos Pérez Jiménez.

“El 23 de enero de 1958 lo que ocurrió fue que un pueblo se alzó, que un pueblo se levantó, que un pueblo dijo ‘ya basta’ y lo dijo desde las calles. Tenemos que salir a conquistar la democracia. La democracia en el 58 no se conquistó sola: se conquistó luego de años de lucha, de resistencia, de presos políticos, de muertos, de persecución, de engaños, de militarismo, de antidemocracia. Hoy, más de cincuenta años después, Venezuela también está sometida a eso”, dijo.

Al mismo tiempo, Leopoldo López describió el movimiento denominado “La Salida” como un movimiento popular, democrático y constitucional en el que se debatirían con el pueblo las herramientas existentes en la Carta Magna para promover  “un cambio lo más pronto posible, lo más profundo y lo más democrático posible“.

De ser declarado culpable de los cuatro cargos el dirigente del partido opositor Voluntad Popular podría enfrentar una condena de 13 años, 9 meses y una semana de prisión, según estimaciones de la Fiscalía General.

Leopoldo López fue acusado por el presidente Nicolás Maduro de ser responsable de las 43 muertes que hubo por las manifestaciones que se registraron en el país desde el 12 de febrero.

El miércoles 19 de febrero Leopoldo López es imputado por el Ministerio Público por instigación pública, daños a la propiedad, determinador en delito de incendio intencional y asociación para delinquir. Luego el 4 de abril, es acusado formalmente por la Fiscalía General de la República Bolivariana de Venezuela, ente que preside Luisa Ortega Díaz.

Popular desde febrero

Pese a llevar 10 meses presos en la cárcel militar de Ramo Verde, Leopoldo López se ha convertido en uno de los políticos venezolanos más populares de su país, así como también en una figura que recalca la defensa de los derechos humanos que ha impactado a la comunidad internacional, tras la persecución del Gobierno de Nicolás Maduro.

La afirmación la realizó la agencia de noticias The Associated Press (AP), en la que indica que el mandatario venezolano menciona a «su enemigo» casi todas las noches durante sus transmisiones en cadena nacional o por el canal estatal Venezolana de Televisión.

López se ha convertido en el candidato natural de la élite venezolana, pues AP describe que se trata de su sangre azul de político y por el hecho de que viene de una familia acaudalada. Leopoldo López de 43 años, es graduado de la Universidad de Harvard y se encuentra casado con Lilian Tintoria, ex presentadora de televisión y campeona de kite-surfing. López parece una versión venezolana de un Kennedy, aunque estridentemente conservador, señala la agencia.

ONU versus el Gobierno 

La defensa del líder opositor venezolano Leopoldo López pidió el 9 de octubre su «inmediata liberación» tras dar a conocer una decisión del Grupo de Trabajo de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) sobre detenciones arbitrarias en la que este recomendaba al Gobierno venezolano su puesta en libertad.

«Esto es un pronunciamiento de la ONU, esto es un pronunciamiento que tiene que ser acatado de inmediato por el gobierno (…) y por sus autoridades jurisdiccionales», afirmó Juan Carlos Gutiérrez, uno de los abogados del opositor, en una rueda de prensa.

Voluntad Popular (VP), partido que encabeza López, dio a conocer un texto del Grupo de Trabajo de la ONU sobre detenciones arbitrarias, fechado el 23 de septiembre, en el que en la sección de «decisiones» se estima que «la detención del señor Leopoldo López constituye una detención arbitraria», según los métodos de trabajo de este organismo.

«Por consiguiente recomienda al Gobierno (…) de Venezuela que disponga de la inmediata libertad del Señor Leopoldo López, y que se le otorgue una reparación integral, incluida la compensación de carácter indemnizatorio y moral, así como medidas de satisfacción como pudiere ser una declaración pública de desagravio a su favor», reza el documento.

El Gobierno de Venezuela rechazó el  10 de octubre la resolución del Grupo de Trabajo sobre Detenciones Arbitrarias de la ONU, y exigió respeto para las instituciones venezolanas.

«Así como le dijimos al Departamento de Estado (de EE.UU.) que no se inmiscuya en nuestro asuntos, se lo decimos a cualquier grupo de trabajo de cualquier institución», dijo el canciller venezolano, Rafael Ramírez, durante una rueda de prensa, al ser consultado sobre la resolución que recomienda la liberación de López.

López se niega a ir a juicio

El dirigente opositor venezolano Leopoldo López no asistió a una audiencia judicial fijada para este martes, como viene haciendo a la espera de que la corte de apelaciones se pronuncie sobre la recomendación de la ONU de ponerle en libertad.

«El señor López no va a asistir al juicio el día de hoy (…) su posición es coherente con lo que viene manifestando, no hay una decisión con respecto al recurso de apelación sobre la negativa de liberarlo», dijo el abogado defensor Juan Carlos Gutiérrez a los periodistas frente al tribunal donde debió celebrase la audiencia.

Esta es la quinta audiencia a la que no se presenta el dirigente opositor, quien está preso desde febrero pasado y es acusado de los hechos violentos ocurridos después de una protesta antigubernamental realizada el 12 de febrero.

La defensa de López está a la espera de una decisión de la Corte de Apelaciones de Caracas sobre la recomendación del Grupo de Trabajo de Detenciones Arbitrarias de la ONU, que el pasado octubre exhortó a su «inmediata liberación», precisó EFE.

López sigue preso porque la jueza Susana Barreiros, a cargo de su juicio, dictaminó que el grupo de trabajo de la ONU no está contemplado en los pactos internacionales y, por tanto, su petición no es vinculante, según ha señalado la defensa.

Así las cosas, los letrados del político elevaron la solicitud a una corte de apelaciones y López decidió, el pasado 18 de noviembre, un día después de hacer la solicitud, no acudir a nuevas audiencias de juicio hasta que la corte dé una respuesta a la petición.

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para dejar un comentario.