+52 01 (664) 682-8861

Un espacio arquitectónico de primer mundo

Nosotros no construimos casas, creamos comunidades, dice con toda convicción el director general de RUBA en Plaza Tijuana, ingeniero Carlos Legarreta Pérez, al exponer las cualidades y ventajas de Valparaíso-Residencial, un acabado fraccionamiento de viviendas en el sureste de nuestra ciudad, donde las personas podrán hacer una inversión segura y podrán disfrutar de una experiencia perdurable.

Pero para llegar a la excelencia de desarrollos habitacionales como Valparaíso-Residencial, Grupo RUBA anduvo por un largo camino de perfeccionamiento en diseño y construcción, así como la conjugación de novedosas fórmulas financieras y de mercadotecnia al servicio del cliente.

Y por supuesto, consistencia empresarial. Hoy día Grupo RUBA tienen presencia en 18 plazas de 12 estados de la república. Prácticamente desde Yucatán hasta Baja California, dice con orgullo el ingeniero Legarreta Pérez, quien nos recuerda que el consorcio se creó en Ciudad Juárez, Chihuahua, en 1980 y de allí emigraron con sus productos inmobiliarios al resto de Chihuahua, y de ahí a Durango, Coahuila, Jalisco, Estado de México, Yucatán, Baja California, Baja California Sur y otras entidades.

RUBA tiene un récord impresionante en su campo de acción y competencia. Han creado comunidades mediante la construcción de 198 mil viviendas, son la tercera desarrolladora del país y en cinco años se propone ser la número uno. Todo esto con el apoyo de mil 100 colaboradores generando además múltiples empleos directos e indirectos.

El representante de este consorcio inmobiliario está plenamente convencido de que, con estos antecedentes de éxito empresarial, Valparaíso-Residencial es garantía de calidad y de una inversión segura para sus numerosos clientes. Pero nos platica al detalle en que consiste este desarrollo situado al sureste de Tijuana.

Se ubica a la llegada de la zona de Santa Fe. La entrada al fraccionamiento es por nuestro monumental pórtico de acceso con caseta de vigilancia.

“Nos hemos esforzado en diseñar y construir toda la propuesta de valor, ofreciendo cinco prototipos con modelos de tres y cuatro recámaras con estilo modernista, enclavadas en calles privadas con acceso controlado, andadores de concreto, majestuosa glorieta con una fuente maravillosa”, nos dice el director del grupo inmobiliario.

Considerando la excelencia en la construcción y la calidad de las comunidades urbanas que crea RUBA, el costo de las viviendas es sumamente razonable. Oscilan entre los 2 y los 4 millones de pesos, dependiendo del modelo elegido.

Valparaíso-Residencial también es un espacio arquitectónico y urbano con:

-Amplia y funcional casa club

-Excelente gimnasio todo equipado

-Gran alberca, espacio exterior para convivios, fogateros

-Áreas de juegos con mesa de billar y salón de fiestas, con cocina para preparar banquetes

-Agradables parques y andadores, ideales para fomentar la vida en comunidad.

Y por supuesto, una esmerada atención a los clientes de Grupo RUBA, antes y después de ser clientes y residentes de Valparaíso-Residencial.

"Trackback" Enlace desde tu web.